Desmaquillantes Clinique

Mi opinión sobre los desmaquillantes de Clinique

Belleza

Desmaquillar el rostro es fundamental para conseguir la piel que siempre hemos querido, es decir, la cuestión no es simplemente comprar los productos más caros o adquirir todo lo que veamos anunciado en la televisión o en cualquier otro lado, lo principal es sin lugar a dudas mantener el rostro limpio.

Para conseguir una limpieza completa debemos desmaquillar la piel muy bien, solo así podremos luego usar un limpiador y terminar de retirar las impurezas que hayan quedado.

A lo largo de mi vida he usado muchos desmaquillantes, ya sabéis que si le echáis un vistazo al mercado encontramos cientos de productos hasta volvernos locos, cada marca cuenta con varios desmaquillantes y es por ello que buscar uno efectivo y que ofrezca buenos resultados puede ser una tarea un poco difícil ?.

Para facilitar un poco esa tarea a todos los que estéis en busca de un desmaquillante, os hablaré sobre algunas de mis experiencias con ellos y así podréis haceros una idea sobre como trabajan en nuestra piel.

En este caso voy a hablaros sobre Clinique y sus desmaquillantes, analizaremos sus aspectos y llegaremos a la conclusión sobre si realmente son buenos productos, además también os contaré que resultados me ofrecieron a mi.

Si os hace tanta ilusión conocer mi experiencia como a mi contárosla ¡pongámonos manos a la obra! ??

Desmaquillantes Clinique

Los cosméticos de Clinique

Seguro que conocéis de buena mano la marca Clinique, se trata de una marca que lleva años lanzando productos para el cuidado de la piel, entre los que podemos encontrar los queridos desmaquillantes de los que vamos a hablar hoy.

Clinique asegura que no incluye ningún tipo de ingrediente irritante en sus productos como son por ejemplo los parabenos, ftalatos y perfumes, por lo que el trato hacia ella será realmente respetuoso y agradable.

Además también nos afirma que sus productos han sido testado dermatológica y oftalmológicamente, así como testados en pruebas de alergias, ofreciendo así unos cosméticos con un uso seguro y eficaz.

Sus productos son testados en animales ?, por lo que no podemos catalogarlo como cruelty free, un aspecto de lo más negativo en nuestros días.

Ahora que ya sabemos un poco más sobre la marca y estamos preparados para analizar a los desmaquillantes que encontramos bajo esta marca, ¡es el momento de comenzar! ?

BÁLSAMO DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

BÁLSAMO DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

Como seguramente sabréis los bálsamos desmaquillantes son los cosméticos más usados en la doble limpieza facial, ya que gracias a su textura y a su forma de desmaquillar convierten esta rutina en todo un éxito. Aún así también se puede usar como paso único a la hora de desmaquillar.

La marca hace hincapié en la enorme efectividad de este producto, nos asegura que eliminará el maquillaje de una sola pasada, incluyendo el maquillaje waterproof o resistente al agua ?.

Destaca además su cambio de estado hasta en tres ocasiones, primeramente el producto se presenta en estado sólido dentro del recipiente inicial, acto seguido y cuando vamos a aplicar el cosmético en el rostro al entrar en contacto con la piel adopta un estado líquido/oleoso y como último cambio en el momento del aclarado, cuando entra en contacto con el agua se convierte en una especie de leche limpiadora, facilitando enormemente el aclarado de la piel.

Gracias a estos cambios, asegura Clinique que este producto es capaz de eliminar el maquillaje de forma rápida, eficaz y segura.

Ahora que ya conocemos lo que la marca nos ha contado sobre este bálsamo desmaquillante, es hora de que lo analicemos y comprobemos si efectivamente es tan bueno como dicen.

Analizando sus ingredientes (INCI)

El primer paso que analizaremos serán los ingredientes, las sustancias presentes en el producto que nos ayudarán a determinar si es un buen cosmético. Dependiendo del origen de los ingredientes podemos deducir gran parte (o casi toda) de la calidad de este desmaquillante. Normalmente el INCI lo podéis encontrar en la parte posterior del bote y presenta todas las sustancias ordenadas de mayor a menos presencia.

Para que podáis echarle un vistazo al INCI de este producto, os lo voy a dejar por aquí ?:

INCI:

Ethylhexyl Palmitate, Carthamus Tinctorius (Safflower) Seed Oil, Caprylic/Capric Triglyceride, Sorbeth-30 Tetraoleate, Polyethylene, Peg-5 Glyceryl Triisostearate, Water\Aqua\Eau, Tocopherol, Phenoxyethanol

Con solo echarle un vistazo inicial podemos comprobar que su extensión es correcta, ni demasiado corto ni tampoco excesivamente largo, pienso que en un INCI como este se podrían haber hecho presencia de sustancias mucho mejores, más eficaces y saludables.

Con eso me quiero referir a que en cuanto nos ponemos a analizar la formulación nos topamos con sustancias que no son para nada adecuadas para conseguir una piel sana, entre ellos voy a destacar los PGE y el conservante Phenoxyethanol, es normal que encontremos algún conservante (aunque preferiría que fuesen en niveles mínimos) pero el hecho de usar este en concreto es sinónimo de irritaciones o un trato bastante agresivo con la piel, ya que es un conservante muy dañino ?.

En el primer puesto encontramos un derivado del aceite de palma, que si bien no será malo para tratar la piel, si que es una sustancia muy contaminante y poco sostenible.

A pesar de la presencia de ciertas sustancias buenas, la realidad es que las inadecuadas les ganan y es por ello que pienso que este INCI no es el mejor de todos, ni tampoco una formulación que aporte propiedades buenas a la piel.

Analizando su envase y su precio

A pesar de que si INCI no ha sido lo que esperábamos, tenemos que seguir analizando los demás aspectos y hacer un balance ⚖ al final de todo lo que encontremos en él. Por lo tanto vamos a hablar sobre su envase, un aspecto que sin duda también es importante, ya que debe asegurarnos una buena protección del producto hasta el final.

En el caso de los bálsamos no hay muchas opciones, y es que por su textura no pueden ir envasados en ningún otro formato que no sea un tarro con tapón de rosca, justo el que podemos ver que ha elegido Clinique. Cuanta con un diseño maravilloso, muy bonito y llamativo. Su color malva y plateado crean una armonía perfecta ? en la que conseguiremos conectar con el producto desde el principio.

Ahora bien, seguro que muchos de vosotros (como yo) sois reacios a usar productos en los que debemos introducir los dedos, ya que siempre estaremos corriendo el riesgo de contaminar todo el producto, sin embargo y tal y como os he dicho antes, los bálsamos deben ir en esos envases para un uso correcto y cómodo.

Pero ¡no entréis en pánico! ? que hay soluciones para todo y en este caso nuestra solución es una espátula cosmética con la que cogeremos el producto y acto seguido limpiaremos muy bien para dejarla lista hasta el siguiente uso, de esta manera no estaremos contaminando nada y su uso es muy práctico.

En cuanto al tamaño del tarro, la realidad es que es bastante pequeñito pero aún así cuando lo usas comprendes que el un producto que durará mucho tiempo, ya que debemos usar muy poquita cantidad en cada uso. Contiene unos 125 ml y su precio ronda los 20 euros, aunque muchas veces está en oferta (todo es cuestión de comparar precios). Como veis su precio no es barato, pero tampoco es excesivamente caro.

Analizando la textura y el aroma

Los bálsamos suelen tener texturas muy peculiares debido a sus cambios de estado, ya que cuando lo cogemos con la espátula parece más bien una especie de pasta dura, sin embargo cuando lo ponemos en nuestros dedos y frotamos un poco se convierte en un aceite fluido y reconfortante que llegará a todas las zonas de nuestro rostro, finalmente ese aceite se convierte en una especie de leche limpiadora al entrar en contacto con el agua cuando nos disponemos a aclarar el rostro.

No os asustéis al oír la palabra oleoso, pues no resulta en ningún caso una sensación desagradable, sino que más bien lo contrario, incita a masajear ??‍♀️ la piel convirtiendo ese momento en un proceso muy placentero y relajante, además en cuanto aclaramos con agua, desaparece todo resto de aceite de nuestra piel y deja una sensación de limpieza encantadora.

En cuanto al olor podemos decir que es un producto que no huele a nada, es decir no se convertirá en ningún caso en un aroma molestoso o pesado. Algunas personas verán esto como aspecto positivo y otras como algo negativo, todo ello dependerá de gustos.

Mi experiencia con el bálsamo desmaquillante de Clinique

Ahora que ya hemos analizado todos sus aspectos y conocemos mucho más sobre este producto, puedo hablaros sobre mi opinión con respecto a los aspectos analizados, sobre lo que consiguió en mi piel y sobre lo que pienso en general del producto en sí.

Los ingredientes, en cuanto los vi por primera vez me defraudaron ? muchísimo, tenía expectativas de no encontrar sustancias nocivas en esta formulación (por lo que Clinique contaba sobre él) pero sin embargo encuentro algunas sustancias que no son adecuadas para cuidar de la piel, destacando principalmente el conservante que hemos nombrado antes.

En cuanto a su envase si me parece correcto, cuando descubrí los bálsamos no me gustaba la idea de tener que introducir los dedos en el tarro pero sin embargo cuando compré la espátula sin duda no he tenido problemas de productos contaminados ni nada por el estilo. Su tamaño es pequeño pero como os he dicho hay que usar una cantidad muy pequeñita, por lo que dura mucho.

Su textura me gustó mucho, deja la piel muy suave y reconfortante, además aporta una sensación encantadora de limpieza total. Lo que más adoré fueron los masajes que me hacía diariamente con este bálsamo.

Los resultados fueron lo que esperaba después de ver su INCI, a la hora de desmaquillar deja restos por todos lados ?, no es efectivo con el maquillaje waterproof, por lo que diría que no es un producto que vaya a volver a usar.

ACEITE DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

ACEITE DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

El aceite desmaquillante es el segundo lanzamiento de la marca Clinique, un producto que si bien se parece al anterior, este se queda solo en ser un aceite específico, por lo que no notaremos en él ningún tipo de cambio de estado.

A pesar de ser un aceite, es un producto apto para todo tipo de pieles, las personas con la piel grasa no deben de preocuparse, ya que no deja restos de untuosidad en el rostro. De nuevo vemos que Clinique asegura su efectividad al cien por cien, incluido con el maquillaje waterproof.

Aunque es un aceite, la realidad es que es un poco más ligero ? que el bálsamo anterior, no es tan sólido y por lo tanto hay personas que lo prefieren.

Ahora que ya conocemos un poquito lo que Clinique nos cuenta sobre su segundo lanzamiento, vamos a proceder a analizarlo de la misma manera que hemos hecho con el bálsamo anterior.

Analizando la lista de ingredientes (INCI)

Conocer  el INCI es lo primero que debemos hacer siempre que adquirimos un nuevo producto, ya que puede ocurrirnos como nos ha pasado en este caso con los desmaquillantes de Clinique y resultar ser unas formulación no muy adecuadas para tratar la piel.

En el caso de este aceite desmaquillante de la formulación es muy similar al del bálsamo anterior, si nos fijamos lo que cambian son solo algunos activos y la presencia de algunos aceites pero la realidad es que quitando esos poquitos ingredientes todo lo demás se repite, por lo que de nuevo encontramos las sustancias nocivas de antes, los PGE y el conservante dañino ?.

En definitiva, el trato con la piel va a ser igual en los dos cosméticos, por lo que de nuevo estamos ante un producto que no aportará muchas propiedades ni cambios en nuestro rostro.

Analizando el envase y el precio

En el envase si que podemos encontrar muchas diferencias, empezando principalmente por el formato en sí, en este caso el aceite desmaquillante se nos presenta en un bote de plástico, aunque el diseño sigue siendo el mismo, sus colores malva y plateado ? siguen envolviendo a todo el cosmético, haciéndolo bonito y atractivo.

En cuanto a su dosificador podemos ver que se trata de un pulsador, por lo que su uso será mucho más cómodo y práctico, no correremos el riesgo de contaminar la loción ni tampoco de desperdiciar el producto ya que el pulsador solo vierte lo que necesitamos en un uso.

Un aspecto positivo y que se agradece mucho es que el bote cuenta con un seguro ? en el pulsador, es decir, en cuanto terminamos de usarlo giramos un poco el pulsador y se bloque, por lo que por más que apretemos no se llegará a pulsar, de esta forma evitaremos lanzar el aceite desmaquillante por accidente.

Con respecto a los tamaños, en este casi si que podemos elegir entre dos de ellos, aunque realmente y bajo mi punto de vista la diferencia de cantidad es muy poquita, no de ellos contiene 125 ml (un bote pequeñito para poder llevarlo a todos lados sin ocupar nada de espacio), mientras que el otro tiene unos 200 ml (sigue siendo pequeño pero es algo más grande para que nos dure más tiempo)

Su precio en este caso vuelve a ser el mismo que en bálsamo, ronda los 20 euros, aunque dependerá un poco del tamaño elegido pero tampoco varia mucho.

Analizando la textura y el aroma

Su textura al principio puede crear un poco de inquietud por tratarse de una aceite, pero después de haberlo usado os digo que en ningún caso es desagradable, sino que todo lo contrario. En cuanto lo ponemos en el rostro deja sensaciones de hidratación maravillosas, además de tener una fluidez ? que hace relajar toda la piel.

Vuelvo a repetir que tanto el bálsamo anterior como este aceite desmaquillante son maravillosos para ofrecer masajes faciales en nuestro cutis, relajar la piel y disfrutar al máximo de sensaciones muy placenteras.

En cuanto a su aroma, vuelve a ser  el mismo que en el producto anterior, no encontraremos ningún olor en él, por lo que evitamos de nuevo caer en olores pasados o empalagosos, aunque esto dependerá de la persona.

Mi experiencia con el aceite desmaquillante de Clinique

En cuanto a mi experiencia con el aceite desmaquillante de Clinique, he de deciros que no cambió mucho con resto al otro producto,  ya que son muy parecidos.

Los ingredientes ? de nuevo no fueron lo que esperaba, algunas delas sustancias que están presentes las eliminaría y enriquecería al producto con otras sustancias que le iría mucho mejor y que tuviesen un trato con la piel mucho más saludable.

Su envase si que me gustó, tanto su diseño como su formato son muy bonitos y cómodos de usar, además el seguro que tiene es muy bueno para evitar perder el aceite en algún accidente que tengamos y sobre todo para no ponerlo todo perdido si eso sucede.

El hecho de poder elegir dos tamaños me parece un aspecto muy bueno, aunque se parezcan mucho en cuanto a cantidades, el simple hecho de poder elegir ya es positivo, da la sensación de más libertad en cuanto a formular nuestras rutinas.

La textura es encantadora ?, si algo saco de los productos de Clinique es que fueron fabulosos para conseguir unos masajes faciales increíbles durante el tiempo que los estuve usando. Su olor por otro lado, igual que en el caso anterior me parece acertado, ya que si tuviese un aroma en particular correría el riesgo de convertirse en un olor pesado, al menos bajo mi punto de vista.

Con respecto a los resultados, realmente pienso que el proceso de desmaquillaje es más de lo mismo, sin embargo si soy sincera al cien por cien, debo decir que si que note alguna mejoría con el aceite desmaquillante, quizás un poco más eficaz pero no lo suficiente como para que vuelva a usarlo.

Mi elección

Mi elección favorita: Agua micelar de Nezeni Cosmetics

Como hemos visto, los desmaquillantes de Clinique no han resultado ser para nada lo que esperábamos, al menos bajo mi experiencia he de decir que esperaba más y sin embargo no he visto resultados eficaces en cuanto a su uso.

Por esta razón no quiero despedirme de vosotros sin antes hablaros sobre mi producto favorito para desmaquillar y limpiar mi piel, el agua micelar de Nezeni Cosmetics, una loción que sin duda me cautivó desde el principio.

Cuenta con una formulación completamente natural ?, con niveles muy bajos de conservantes y con una acción todo en uno que se ocupará de cubrir varias funciones. En cuanto a los resultados, os aseguro que son sorprendentes y desde el primer uso podemos notar como nuestra piel adopta un aspecto mucho más saludable y bonito.

Os recomiendo que la probéis, ¡no os vais a arrepentir! ?